Tirotean a un oficial y a su madre y luego los liquidan

Los malhechores se desplazaban en un Mazda 3, gris, placa GDU-34R, cuando atentaron contra la vida del oficial Quintero y su madre. Sorprendieron ayer, a las 7.00 de la mañana, a sus víctimas en la calle 69 del sector Santa María

José Manuel Sánchez/La Verdad

Miguel Alberto Pérez Medina y William José Castillo Ortega comenzaron con un robo, tirotearon a un oficial de la Policía regional y a su madre, pasaron por una persecución y terminaron con un enfrentamiento en una trilla del Hospital de Especialidades Pediátricas de Maracaibo. Huían cuando se toparon con un punto de control, y en la balacera los ultimaron.

Los malhechores se desplazaban en un Mazda 3, gris, placa GDU-34R, cuando atentaron contra la vida del oficial Quintero y su madre. Sorprendieron ayer, a las 7.00 de la mañana, a sus víctimas en la calle 69 del sector Santa María. El policía se resistió, presuntamente, al asalto y le dispararon dos veces en la espalda, informó la Policía.

Los vecinos llamaron los servicios de emergencia, los cuales trasladaron al lesionado al Hospital Universitario de Maracaibo. Tras estabilizar al funcionario, lo remitieron al centro asistencial de la Policía, en Milagro Norte. Lo operaron de emergencia y hasta el cierre de esta edición estaba estable.

Interceptados

Los tiradores huyeron. Dieron vuelta por una hora, pero cerca de la Circunvalación 2 encontraron en su camino una alcabala de la Policía regional y Polimaracaibo. Intentaron huir. Los efectivos los visualizaron y los siguieron por cinco minutos por las barriadas.

A las 9.30 de la mañana entraron por la avenida 27 para esquivar a la comisión. En el barrio Ciudad Bendita, detrás del hospital, dispararon contra los funcionarios, pero la superioridad numérica de sus oponentes determinó el final de la confrontación armada. Ambos fueron trasladados al Universitario, donde ingresaron sin signos vitales, detalló un policía.

Los funcionarios del CPBEZ no declararon nada sobre el incidente. La Policía científica se trasladó al sitio para iniciar las investigaciones correspondientes al hecho. El móvil que manejan es la resistencia a la autoridad tras un presunto robo fallido.

Compártelo: