Mark Zuckerberg defiende el modelo económico de Facebook

Mark-Zuckerberg

Mark Zuckerberg volvió a defender este miércoles ante los congresistas estadounidenses el modelo económico de Facebook, a pesar de los casos probados de manipulación y mal uso de los datos personales de sus usuarios, al tiempo que admitió que la regulación de las redes sociales es “inevitable”.

“En todo el mundo, la importancia de internet en la vida de las personas está creciendo, y creo que es inevitable que deba haber alguna regulación”, dijo el CEO y fundador de Facebook, aclarando que esto debería ser “estudiado cuidadosamente”.

Antes, había asegurado a los miembros de una comisión de la Cámara de Representantes que los usuarios son responsables del contenido que publican.

“Cada vez que alguien decide publicar algo en Facebook, va al servicio de forma proactiva y elige compartir una imagen o escribir un mensaje. Cada vez, hay un control justo en ese momento”, aseguró.

El empresario de 33 años, que el martes pasó cinco horas respondiendo las preguntas de los senadores, admitió no haber protegido adecuadamente la privacidad de los usuarios y anunció controles adicionales.

Zuckerberg no deja de pedir disculpas desde la revelación del escándalo de Cambridge Analytica a mediados de marzo, que ha dañado significativamente la imagen del grupo y ha reducido su valor bursátil.

Según Facebook, los datos de unos 87 millones de usuarios -incluidos los de Zuckerberg, admitió él mismo- quedaron en manos de la empresa de análisis de datos antes de que la red social comenzara a introducir restricciones en 2014.

La firma británica trabajó para la campaña del candidato presidencial republicano Donald Trump en 2016.

– “Advertencias por todas partes” –

Después de admitir que su compañía había sido “lenta” en identificar compras de publicidad política por parte de Rusia durante la campaña electoral, Zuckerberg aseguró que Facebook estaba haciendo “cada vez mejor” la tarea de eliminar cuentas falsas.

El fiscal especial Robert Mueller, que investiga desde mayo de 2017 una posible colusión entre el equipo de campaña de Trump y funcionarios rusos para influir en las urnas, cree que internet y en particular Facebook han servido de plataforma para una gran operación de propaganda destinada a promover la victoria del magnate de bienes raíces.

Denunciando un “desastre”, el representante Frank Pallone declaró al comienzo de la audiencia que el Congreso debería “tomar medidas inmediatas para proteger” la “democracia”.

“Las advertencias estaban en todas partes, ¿por qué nadie las veía?”, preguntó.

Pero Zuckerberg evitó responder directamente a una pregunta de la representante demócrata Anna Eshoo, quien le preguntó si estaba dispuesto a cambiar el modelo económico de Facebook, actualmente una red social gratuita financiada por publicidad, “en aras de la protección de la privacidad”.

“Congresista, no estoy seguro de lo que eso significa”, respondió.

“Creemos que todos merecen una buena protección de la privacidad”, le dijo a otro legislador que lo interrogó sobre la posibilidad de que los usuarios estadounidenses se beneficien de la nueva regulación europea sobre protección de datos que entrará en vigor el 25 de mayo.

Facebook implementará los estándares del Reglamento General de Protección de Datos (GDPR, sigla en inglés) para los usuarios europeos el próximo mes, y algunas de sus reglas se extenderán a los usuarios de Estados Unidos y de otros países más tarde, confirmó.

“El GDPR requiere que hagamos algunas cosas más y vamos a extender eso al mundo”, dijo Zuckerberg. “Estamos trabajando para hacerlo lo más rápido posible”, añadió.

El CEO ya había dicho algo similar sobre el GDPR el día anterior ante el Senado, lo que le valió el miércoles el agradecimiento algo irónico de una funcionaria europea.

“Gracias, señor Zuckerberg”, dijo Vera Jourova, comisionada de Justicia y Protección al Consumidor, en una conferencia de prensa en Bruselas. “Estaba buscando formas de hacer campaña para nuestra regulación de protección de datos. Y miren, ya está hecho”, comentó.