“El Monstruo de Caricuao”, el depravado asesino en serie que estrangulaba a prostitutas

El-Monstruo-de-Caricuao

Este sábado causó conmoción la noticia de la fuga del primer asesino en serie de Venezuela. El llamado “Monstruo de Caricuao” cumplía una condena de 30 años de prisión en la cárcel Rodeo II, en Miranda.

Ante aquella fuga, El Cooperante decidió hacer un recorrido por la mente criminal de este sujeto, quien estuvo implicado en el cruel asesinato de cinco mujeres y una niña. Francisco Abraham García Hernández, mejor conocido como “el Monstruo de Caricuao” vivió hasta los 17 años en el bloque 16 del sector La Hacienda en la UD-3 junto a su padre, dos hermanos y su abuela.

Su madre se fue del hogar cuando era adolescente, quedando a merced de su padre, un hombre que la mayoría del tiempo estaba en estado de embriaguez. Cuando tenía los 16 años se inició en el mundo delincuencial y fue detenido por robar. Estuvo preso en 2003 también por robo y por usurpar la identidad de su hermano. Se conoció que el padre de García Hernández tenía antecedentes por intento de violación contra una de sus hijas.

Se conoció que lo obligaron a abandonar su hogar al ver las conductas delictivas que presentaba, también consumía droga y alcohol.

Sus víctimas: Las prostitutas

Las mujeres de piel morena y contextura gruesa, que vivían su vida en medio del sexo, el alcohol y las drogas eran el objetivo de “el Monstruo de Caricuao”. Estas mujeres eran golpeadas, violadas y estranguladas. La primera víctima fue Zuleima Josefina Echenique, de 56 años, a quien mató con un golpe que le fracturó los huesos de la cara, la dejó sin vida en un hotel en la parroquia Santa Rosalía.

Aleive Betzabeth Acosta González, de 25 años, llevaba una vida ofreciendo sus servicios sexuales en el bulevar de Caricuao. Ella fue estrangulada por este criminal y su cadáver fue hallado en una zona montañosa. Alejandra Carolina Castañeda Amaro, de 38 años, laboraba en un bar cercano a una embotelladora en Valencia. También fue estrangulada.

Ingrid Bello, de 35 años, se la pasaba por el bulevar de Caricuao, la víctima pactó con este homicida para tomarse unos tragos y luego la consiguieron estrangulada. Luisa Josefina Arteaga Hernández, de 66 años, frecuentaba la plaza Capuchinos, la conocían como “La Grecia”. Fue asesinada a golpes y su cadáver quedó en una habitación del hotel El Oeste, reseñó El Cooperante

Compártelo: