Atracador comete “error fatal”

Kelvin Iván Ramírez (37), conocido como el “Kelvin”, quedó liquidado por un inspector de la Policía científica, pues este desenfundó su arma de reglamento en defensa propia

Kelvin Iván Ramírez (37), conocido como el “Kelvin”, quedó liquidado por un inspector de la Policía científica, pues este desenfundó su arma de reglamento en defensa propia. Ramírez, quien se transportaba en la parrilla de una motocicleta, conducida por su cómplice apodado el “Caracas”, lo quiso despojar de su Hyundai Accent rojo, ayer a las 9.00 de la mañana, en el estacionamiento del edificio El Globo, calle 67 con avenida 8.

 

“Ponte las pilas que nos van a atracar”, avisó el inspector a su copiloto, una asesora jurídica del cuerpo detectivesco, luego de observar a los sospechosos rondando la zona. Tras la advertencia, el oficial preparó su arma y en un par de minutos los malhechores se acercaron al vehículo. El “Caracas” estacionó la motocicleta, mientras esperaba que el  parrillero ejecutara el robo. Para su sorpresa, las víctimas estaban dispuestas a contraatacar, lo que propició el enfrentamiento. El “Kelvin” sacó su pistola y comenzó a disparar, pero murió antes de lesionar a los funcionarios; su compinche recibió un impacto de bala que le atravesó las costillas y herido se fugó del sitio.

 

“Estaba en mi apartamento cuando escuché los disparos, bajé hasta el portón y vi que el conductor de la moto huyó, pero el parrillero estaba muerto”, contó Jean Cassidy, residente del edificio en la parroquia Olegario Villalobos.

 

Isamar Prieto/La Verdad

Compártelo: