¿Aguantas mucho las ganas de orinar? Después de leer esto no lo volverás a hacer

Alguna vez te has preguntado que te podría llegar a pasar si retienes la orina durante mucho tiempo? Claramente, si vas a tomar cervezas vas a tener la urgencia de ir al baño a evacuarlas. Pero hacerlo solo una vez es abrir el grifo, y sabes que estarás yendo y viniendo al baño de cada tanto en tanto, estarás de pasarela al baño cada 20 minutos.

La razón por la cual no puedes dejar de ir al baño después de orinar la primea vez, es que el descanso que siente tu cerebro cuando orinas es tanto, que tu cerebro te ordenara seguirlo haciendo así, según afirma la doctora Judd W. Moul, M.D., F.A.C.S., Directora del Duke Prostate Center Division of Urologic Surgery.

A medida que la noche avanza, tu cerebro te esta diciendo “Bien, ya orinaste hace un rato, se sintió bien no? deberías hacerlo otra vez.” Para dejar de ir y venir al baño en el bar, es posible que decidas aguantarte la orina. Mal hecho: Ignorar el llamado de tu vejiga puede ser una pésima idea y causarte daños irreversibles, según afirma la Dra Moul. Para probártelo, ella compartió una historia de horror que te convencerá de no seguir aguantando tu orina. Cuando ella era doctora en el ejercito, un joven soldado había salido de permiso y se embriago por completo la noche anterior al punto que se desmayo, la doctora dice que su vejiga estaba reteniendo el equivalente a tres botellas de vino y se hincho como si fuera un saco.
Después de esa noche, el paciente nunca pudo volver a orinar de una manera normal y tuvo que seguir metiéndose un catéter dentro del pene de cuatro a seis veces en el día solo para poder eliminar su orina, según afirma la Dra Moul. Ese es el peor de los escenarios. Estar yendo de manera permanente al baño durante una o dos horas te mantendrá en normalidad, pero resistirte a la necesidad de tu cuerpo por orinar por periodos largos de tiempo puede tener repercusiones permanentes en tu vejiga, según dice Joshua Meeks, urologo del Northwestern Medicine. Si tu retienes tu orina para no entrar a baños públicos, por ejemplo, puedes sufrir de problemas del tracto urinario como sensación de orina frecuente y micción dolorosa.

Fuente: http://www.tendenciasdehoy.co

Compártelo: