Recibe un tiro al defender a su esposa

Advirtió a las autoridades sobre la posibilidad de que López, natural de Colombia, use el nombre Juan Manuel Daza, una identidad que solo utiliza cuando está en el país neogranadino

José Gregorio Rojas, 42 años, viajó 552.6 kilómetros para recibir un tiro en el pecho. Lo mató Dolores Vicente López González, el exesposo de la pareja de la víctima, quien en medio de una discusión por la custodia de su hijo disparó en contra del comerciante que residía en Valencia, estado Carabobo.

Marli Jaimes, la viuda, explicó que regresó a la capital zuliana por su hijo de 13 años, quien estaba de vacaciones con su padre, el presunto homicida. Al parecer ella intentó, infructuosamente, establecer contacto con el adolescente durante los últimos días de diciembre. Al llegar a Maracaibo puso rumbo, junto a su esposo, a Villa Baralt para saber de su paradero.

El pasado jueves en la noche, en la calle 6, frente a la casa 10-69 de Villa Baralt, Jaimes y López empezaron a discutir. Ella le reclamaba porqué no atendía las llamadas para conocer el estado de su muchacho y él la comenzó a ofender. Rojas, primero intervino para intentar calmar la situación, pero luego el agresor arremetió con más ofensas en contra de él.

El comerciante respondió de la misma manera hasta que López sacó un arma y le disparó. El tiro fue fulminante. El baleado no tuvo tiempo ni de ser auxiliado. Intentó exhalar por última vez al caer en el piso, pero una tos seca se lo impidió y murió.

En medio del llanto, Jaimes, gritaba por ayuda, reprochaba a su ex por la acción y le pedía a su actual pareja que aguantara. Mientras que López, no lo pensó dos veces y tomó a su muchacho, abordó una camioneta van y huyó.

Raro 

Tras la separación de López, Jaimes, buscó un nuevo comienzo en el centro del país, donde conoció a Rojas y se estableció con él. Aun así y a regañadientes sostenía contacto con él por su hijo.

Durante la entrevista con la Policía científica ella recordó que la víctima fue quien insistió en acompañarla al municipio San Francisco y luego a Carora, donde tiene dos hijos más. Advirtió a las autoridades sobre la posibilidad de que López, natural de Colombia, use el nombre Juan Manuel Daza, una identidad que solo utiliza cuando está en el país neogranadino.

La Policía científica inició las investigaciones pertinentes al caso. Se encuentran tras la pista del hombre, no solo para llevarlo ante la justicia, sino para devolver el joven a su madre.

 

La Verdad

Compártelo: