FANB custodiará los supermercados tras los saqueos

Néstor-Reverol

El Gobierno venezolano anunció este miércoles que la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) custodiará las cadenas de supermercados, una decisión que se da a conocer luego de numerosos saqueos registrados en varias regiones del país. El ministro de Interior y Justicia, Néstor Reverol, informó de esta decisión a través de Twitter tras un encuentro que sostuvo este miércoles en la que participaron miembros de la Asociación Nacional de Supermercados y Autoservicios (ANSA) y del Comando Estratégico Operacional de la Fuerza Armada (Ceofanb).

“En esta reunión avanzamos en la elaboración del Plan Nacional de Seguridad, para prestar apoyo y coordinar acciones en materia de seguridad integral a las cadenas de supermercados y garantizar el abastecimiento al pueblo venezolano”, indicó Reverol.

Agregó que en el marco del programa social de “Abastecimiento Soberano”, el Gobierno de Nicolás Maduro seguirá “trabajando por la seguridad y defensa integral” del pueblo.

El vicepresidente de Venezuela, Tareck el Aissami, anunció ayer que el Gobierno obligará a las empresas del país a bajar los precios y volver a las cantidades a las que vendían sus productos en diciembre, después de acusar a los comerciantes de “inflar” los precios injustificadamente a principios de año.

En las primeras dos semanas del año al menos una treintena de establecimientos fueron saqueados en estados como Guárico, Trujillo y Mérida, mientras que más de una decena de camiones cargados de alimentos corrieron la misma suerte.

El gobernador de Mérida (oeste), el opositor Ramón Guevara, comentó a Efe la semana pasada que solo en su estado estos hechos habían dejado 4 fallecidos y 15 heridos, todos por arma de fuego, y que más de 200 reses habían sido descuartizadas por vándalos que irrumpieron en fincas alegando hambre.

Venezuela registra escasez de alimentos y medicinas desde hace varios años, un problema que se ha acentuado en los últimos meses cuando el país entró en una espiral hiperinflacionaria.

EFE

Compártelo: