Una mujer deberá pagar 26.000 dólares a su ex pareja por no permitirle ver a su hijo

padre

La Justicia de Argentina acaba de emitir un fallo inédito al condenar a una mujer por obstruir el vínculo entre el padre y el hijo que tenían en común, informa El Dial, y le ordenó pagarle un millón de pesos (unos 26.000 dólares) a su ex pareja por haberle generado daños psíquicos y morales, además de los gastos de farmacia y asistencia que el demandante debió efectuar, producto del conflicto familiar.

El pequeño nació en el 2000, pero al poco tiempo sus padres se separaron y en 2002 se acordó un régimen para que el padre no perdiera contacto con el niño. Tres años más tarde, aquel hombre inició una demanda argumentando que la mujer no cumplía con lo pactado, es decir, habría impedido que la relación fluyera con normalidad. No obstante, la mamá contradijo esta versión, diciendo que él no había respetado los horarios estipulados para ver al menor.

Sin embargo, a partir de 2006 la madre comenzó a negarle el contacto, diciendo que el chico estaba enfermo. A su vez, el adulto damnificado sumó otra denuncia por supuestas agresiones de la madre contra el hijo. Así, las acusaciones prosiguieron su curso, hasta que la Justicia ordenó que se respete el régimen de visitas, y sumó la compensación económica para el padre, por los daños recibidos.

En primera instancia se había resuelto el pago de 120.000 pesos (3.000 dólares), pero el padre exigió que el monto sea superior. Luego, la Cámara Nacional de Apelaciones consideró que la suma debería ser mayor porque el denunciante “presenta síndrome de ansiedad de origen reactivo” y “minusvalía psicológica”, porque durante muchos años no pudo ejercer la paternidad.