Madeleine McCann: Quién es el último y criminal sospechoso

La pequeña desapareció a los tres años en una playa de Portugal en mayo de 2007

Los policías que investigan la desaparición de Madeleine McCann están tras los pasos de un alemán de 32 años conocido como Silvio S. El hombre confesó la semana pasada ser el autor del secuestro, abuso sexual y asesinato de un inmigrante de cuatro años y ser el autor del crimen de un segundo niño.

Los detectives que investigan la desaparición de “Maddie” intentan determinar si Silvio S. estuvo en Portugal en las fechas en que la hija de Kate y Gerry McCann desapareció de la Praia Da Luz en mayo de 2007. Fue por eso que solicitaron a las autoridades alemanas el chequeo de su pasaporte para conocer su itinerario de hace ocho años.
El posible asesino tenía 24 al momento de la desaparición de Madeleine, sin embargo todavía no se estableció su ubicación en 2007. Silvio S. fue arrestado el jueves en relación con la desaparición de un niño inmigrante proveniente de Bosnia. Fue luego de que la madre deMohamed Januzi lo denunciara.
Luego de que el cuerpo de Mohamed fuera encontrado en el baúl de su auto y que finalmente admitiera el hecho, el asesino confesó también el crimen de un pequeño de seis años llamadoElias, quien estaba desaparecido desde julio. El culpable les informó dónde había enterrado el cuerpo.
Mohamed fue secuestrado por Silvio S. en la puerta de una oficina para inmigrantes, donde su madre había ido a hacer trámites para lograr la acreditación como refugiado. Las cámaras de seguridad muestran cómo un hombre se acerca al pequeño y lo lleva de la mano. Era el primero de octubre y nunca más se sabría de él.
Mohamed Januzi es visto por última vez por una cámara de seguridad. Es llevado por Silvio S. de la mano.
Pero la aparición de Silvio S. es una pista más dentro de la investigación. Hasta el momento,Scotland Yard entrevistó a 650 abusadores confesos desde 2007 a la fecha en busca de información. También más de 8.500 “testigos oculares” contaron su versión de los hechos y 200 correos electrónicos por semana con supuesta información.
La semana pasada y tras más de ocho años la policía británica decidió reducir el número de personal destinado a buscar a “Maddie”. De 29 detectives se pasó a cuatro. El objetivo es focalizar la atención en las más sólidas líneas de investigación.
INFOBAE

Compártelo: