Francisco Rodríguez: Mientras haya un 6,30 habrá un 460

El economista y director de Bank of América para la región andina, Francisco Rodríguez, aseguró este jueves que si el gobierno nacional no coloca urgentemente un precio realista al dólar, la economía venezolana del país seguirá como un carro sin control. ¿El precio realista? 60 bolívares por dólar.

Así lo dijo en entrevista en el programa Vladimir a la 1 por Globovisión.

“Es evidente que cuando tú estás vendiendo dólares a 6.30 y esos dólares se están revendiendo a 460, tú no tienes precios. Los precios son el volante de una economía. Y cuando esos precios no le pueden dar señañes a los agentes económicos, entonces tienes un carro que ha perdido el control. Tienes que ponerle un precio realista al dólar, porque el problema de poner estos dólares extremadamente baratos es que todo el mundo quiere agarrar esos dólares solo para revenderlos en el mercado negro”.

Precisó que a través del sector privado y del sector público se está llevando a cabo una fuga de capitales de unos 10.000 millones de dólares por año. “En Venezuela hay una fuga de capitales muy grande pero esa fuga ocurre siempre, en cualquier país del mundo en el cual tú tienes una diferencia tan grande entre el precio real de la moneda y el precio al que lo quieres vender”.

En cuanto a la estimación de los 10.000 millones de dólares al año, el economista dijo: “Esto te da un piso para lo que está ocurriendo. Es una estimación conservadora de sobrefacturación”, equivalente al 25% de las importaciones anuales del país que ronda los 40.000 millones de dólares. “Esa es una cantidad con la que esta economía ha funcionado perfectamente bien en muchos momentos”.

“Entonces tiene razón el gobierno cuando intenta imponer controles a las divisas que se asignan”, le preguntó Villegas.

“El gobierno tiene razón en tratar de controlar el uso de esas divisas pero es que hay cosas que tú no puedes controlar. Si tú comienzas a vender un dólar a 6,3 cuando ese dólar se puede revender en el mercado negro a 460 y donde está muy claro para todo el mundo que ese precio es un precio irreal, entonces simple y llanamente el incentivo que se te va a generar para que la gente trate de utilizar ese dólar no para traer bienes sino para fuga de capitales, es muy alto. Sí, el gobierno tiene razón de tratar de que se cumpla la ley pero esta ley es incumplible porque tratar de mantener el dólar a un precio regalado es algo que no tiene sentido”.

“No es real el 6,30 pero el 460, 480 tampoco lo es”, intervino Villegas.

“Los dos son igualmente irreales”, respondió Rodríguez. “Uno es una cara del otro. Porque si calculas ahorita cuál es el tipo de cambio de la economía, eso te da 60, el precio al cual tú podrías estabilizar la moneda. Entonces como estás tratando de mantener el 6,30, tienes que tener un 460 para equilibrar la moneda. Uno causa el otro”.

Por la senda de la hiperinflación

“La situación de Venezuela la veo con mucha preocupación (…) es evidente que el país está atravesando por problemas económicos muy serios. Tú tienes un proceso inflacionario que se está acelerando; un proceso de escasez claro, visible; tú tienes una caída del Producto Interno Bruto, y algo que agudiza la preocupación, es que no hay publicación de cifras ”.

Manifestó que la falta de cifras oficiales a llevado a instituciones como Bank of América a preparar sus propios estimados. “Nosotros tenemos una estimación de que en mayo la inflación a 12 meses ha llegado a 108,1%”.

Indicó que para hablar de hiperinflación debe haber un incremento de los precios de 50% mensual, equivalente a unos 12.000 % anual. Pero cuando Villegas le comentó que la inflación en Venezuela estaba muy lejos de esa cifra, Rodríguez rspondió: “Sin embargo, sí estamos en un momento en el cual se comienza a identificar como el momento de desarrollo de la hiperinlfación. “Con esta inflación de 10%, 11% mensual, es cuando la inflación se vuelve muy difícil de parar, es así como cuando tú pierdes el control de un carro (…) en este momento la situación en la que estamos en el tema de inflación es una situación en la que se está perdiendo el control y por eso es necesario tomar medias urgentes”.

ND

Compártelo: