El grito de Osman Aray que conmociona a Venezuela: “No quiero que mi mamá muera”

El periodista y presentador de televisión, Osman Aray habló abiertamente, por primera vez, de la delicada condición de salud de su madre, quien debe estar bajo tratamiento médico por haber sido trasplantada de riñón hace 16 años, y debido a la escasez de medicamento se le ha hecho difícil conseguir los costoso fármacos, como a miles de venezolanos.

A través de Instagram, el comunicador, que hace vida pública en el programa de farándula “La Bomba” de Televen expresó en un largo post: “Mi madre tiene 16 años trasplantada de riñón y siempre ha gozado de salud cumpliendo con su tratamiento. Las pastillas que toma son de alto costo cuestan aproximadamente 500 dólares mensuales. El gobierno siempre las ha suministrado a través de laboratorios como @Novartis. Y lamentablemente durante este año se han acentuado las irregularidades en cuanto a la entrega”, dijo en la red.

No llegan las pastillas, los laboratorios no tiene dólares y nadie tiene la solución, no creo que sea Portugal o Washington, creo que es la incompetencia (…) Alzo mi voz en nombre de todos los pacientes Venezolanos para que sepa el mundo que sin distinciones absolutamente todos los que vivimos en Venezuela la salud nos sale muy caro. ¡Canal humanitario YA!, exigió.

“No tenemos medicinas y no quiero que mi mamá se muera por negligencia del Estado. Gracias a los ángeles que han sido solidarios y nos están ayudando ante tal calamidad. No me gusta poner mensajes de este tipo pero si nuestro testimonio sirve para generar conciencia y si ustedes mismos lo hacen viral, podríamos hacer que el mundo sepa que nuestros pacientes están abandonados y a nadie le importa”, destacó Aray, reseño El Cooperante

View this post on Instagram

En esta Navidad mi niño Jesus fue la llegada de estas pastillas. Mi madre tiene 16 años trasplantada de riñon y siempre ha gozado de salud cumpliendo con su tratamiento. Las pastillas que toma son de alto costo cuestan aproximadamente 500 dólares mensuales. El gobierno siempre las ha suministrado a través de laboratorios como @Novartis . Y lamentablemente durante este año se han acentuado las irregularidades en cuanto a la entrega. No llegan las pastillas, los laboratorios no tiene dólares y nadie tiene la solución, no creo que sea Portugal o Washington, creo que es la Incompetencia, no sé si también se robaron el dinero o que otro evento de realismo mágico será el " responsable " de esta crítica situación. Alzo mi voz en nombre de todos los pacientes Venezolanos para que sepa el mundo que sin distinciones absolutamente todos los que vivimos en Venezuela la salud nos sale muy caro! Canal humanitario YA!!!!! No tenemos medicinas y no quiero que mi mama se muera por negligencia del Estado. Gracias a los ángeles que han sido solidarios y nos están ayudando ante tal calamidad! No me gusta poner mensajes de este tipo pero si nuestro testimonio sirve para generar conciencia y si ustedes mismos lo hacen viral, podríamos hacer que el mundo sepa que nuestros pacientes están abandonados y a nadie le importa. Gracias

A post shared by Osman Aray (@osmanaray) on

(noticiasaldiayalahora.co)