En Orinoco Iron usan evaluaciones laborales para premiar a quienes asisten a marchas políticas

Las evaluaciones de desempeño que deben realizarse de forma anual por un supervisor de la empresa Orinoco Iron en el estado Bolívar, según contratación colectiva de la empresa, son utilizadas para “premiar” a un grupo de trabajadores que asisten a las marchas convocadas por el Gobierno. Alexander Rodríguez, integrante del Movimiento Once, denunció que la directiva de la empresa no toma en cuenta el desempeño y labor de los trabajadores.

Nota de Prensa

La denuncia fu realizada por el vocero del movimiento gremial y establece que las evaluaciones “no son tomadas con seriedad”, y que los trabajadores evaluados no reciben los porcentajes de ingresos económicos de acuerdo a la labor que realizan. Dijo que quienes reciben los porcentajes más altos de bonos son quienes participan en las actividades políticas.

“Se realiza una evaluación anual a los trabajadores, donde se mide desempeño en los cargos que ocupan, una vez al año. Los resultados dan un aumento porcentual que van de un 5% mínimo a un 20% máximo, y los responsables de realizar eso son los supervisores. Esta gerencia viola la contratación colectiva y no toma en cuéntalos resultados, ni la seriedad con que el supervisor hizo evaluación, lo que hacen es disminuir porcentajes en un grupo de trabajadores y aumentar en otro grupo de trabajadores que sí van a marchas”, explicó.

Consideró que el mecanismo para asignar porcentajes de evaluaciones en un mecanismo de castigo administrativo para los trabajadores que reclaman reivindicaciones laborales.

“Son las incoherencias del presidente de la empresa, Wilfredo Villarroel, quien en un programa de radio dijo que tenía a los trabajadores motivados, que él los considera el pilar en el proceso de fabricación de briquetas y eso no es lo que ocurre porque resulta que él dice que cumple compromisos y beneficios, pero no eso no es así porque permitió que se desmejorara evaluaciones”, dijo.

Rodríguez destacó que a la situación se le suma una crisis con el funcionamiento del comedor, el cual no brinda una dieta adecuada a los trabajadores y no les proporciona alimentos a quienes trabajan sobretiempo. “La empresa y el sindicato Sutrametal no alimentan a los trabajadores y los ponen a trabajar horas extras”, apuntó.

Compártelo: