El nuevo precio del kilo de carne y de pollo de este 1ro de marzo

carne-pollo

Las neveras de las carnicerías, bodegones, frigoríficos y mercados de San Cristóbal están surtidas, pero lo que ofrecen está a un precio que dejan sin aliento a los tachirenses, ya que requieren como mínimo un millón de bolívares para comprar un kilo de carne y un pollo, cuyo precio oscila entre 280 mil y 400 mil bolívares.

Por esta razón, la compra de proteínas ha disminuido considerablemente en el país. De acuerdo con la Federación Nacional de Ganaderos (Fedenaga), el consumo por habitante al año en Venezuela para el 2017 se ubicó en 3.9 kilogramos de carne, 9 kilogramos de pollo y solo 1.9 kg de carne de cerdo, reseñó La Nación.

El kilo de carne cuesta en promedio Bs 350 mil, pero la realidad es que es un monto superior al salario mínimo de los trabajadores y el equivalente a 43 % de la remuneración mínima integral (Bs. 797.510),que resulta de la suma del salario más el bono de alimentación.

Los comerciantes aseguraron que las ventas han disminuido en más del 50 % y los consumidores no llevan el alimento en cantidad, sino por cuartos o gramos. Además han aprendido a cambiar sus patrones de consumo y en vez de comprar chuleta, bistec o pollo lo sustituyen por hígado, callos, chinchurria, entre otras vísceras.

Ante las intermitentes inspecciones de la Superintendencia para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos, que quiere forzar a vender la carne de res a un precio por debajo de su estructura de costos, muchos comercios han optado por cerrar o permanecer de brazos caídos, ya que no pueden vender el producto a pérdida.

Uno de los comerciantes declaró que antes vendían entre 15 y 20 reses a la semana; hoy solo llegan a tres o cuatro como máximo. Mientras que la venta semanal estaba por el orden de los 1.500 kilos y ahora solo llegan a 200 kilos “y eso cuando nos despachan, porque el ave no llega con tanta frecuencia como la carne”.

Compártelo: