Dura revelación del ex caddie de Tiger Woods: “Me trataba como a un esclavo”

Steve Williams publicó un libro en el que devela el maltrato que recibía por parte del golfista y los secretos de la conflictiva relación laboral que los unió durante 12 años

Tigger Woods vuelve a ocupar las primeras planas de los periódicos del planeta, pero no por sus actuaciones en el césped, sino por lo hecho fuera del ámbito deportivo.

Ahora, el neozelandés que lo acompañó durante las victorias de 13 grand slams publicó un libro titulado Out of the rought (‘Fuera del campo’), en el que revela que los maltratos del campeón lo hacían sentir “como un esclavo”.

En una de las páginas, quien trabajó con Woods desde 1999 hasta 2011 escribió: “La única cosa que realmente me molestaba era la manera descarada con la que tiraba su palo hacia la bolsa, esperando que yo fuera a recogerlo. Entonces me sentía como su esclavo, al agacharme para recoger sus palos y ponerlos en la bolsa”.

Según el caddie, el deportista más valioso según la revista Forbes tenía actitudes desagradables que denigraban su trabajo: “Otra cosa que me disgustaba era su costumbre de escupir en el agujero cuando fallaba un putt (golpe cercano)”.

“ME MOLESTABA LA MANERA DESCARADA CON LA QUE TIRABA SU PALO HACIA LA BOLSA, ESPERANDO QUE YO FUERA A RECOGERLO. ENTONCES ME SENTÍA COMO SU ESCLAVO”

Hoy en día, Williams trabaja junto al australiano Adam Scott, pero la relación con su ex compañero llegó a ser tan cercana que él fue uno de los testigos del casamiento del ganador de 14 majors.

Con respecto al escándalo por las infidelidades que involucró a Tiger Woods con varias amantes, el caddie declaró que él no sabía absolutamente nada. “Tiger nunca se hubiera atrevido a contármelo porque conoce mis valores y sabe que tengo tolerancia cero con ese tipo de comportamientos. No tengo ninguna simpatía por lo que hizo, como no la tengo por los adictos a las drogas, al juego o al sexo”.

Sin embargo, cuando la noticia salió a la luz, aseguró que decidió apoyarlo porque era un amigo que se encontraba atravesando un momento duro, pero que fue muy difícil porque “la gente lo acusaba de ser su cómplice”.

Tras recibir esta serie de críticas, el caddie le pidió a su compañero que haciera público que Williams no había estado informado de los engaños.

Al no llegar ninguna respuesta, decidió terminar todo tipo de relación en 2011 y ahora, a través de un libro, se animó a contar toda su verdad sobre los hechos.

Desde su divorcio, que lo hizo perder cerca de 750 millones de dólares, Woods nunca recuperó su nivel, aunque sigue figurando entre los mejores deportistas de la historia.

Durante el último año, el ganador de más de 100 torneos a nivel mundial tuvo que volver a ser intervenido quirúgicamente por una lesión en la espalda que lo acompaña desde 2014 y que no le permitirá participar en ninguna competencia hasta 2016.

INFOBAE

Compártelo: