11 cosas que jamás debes hacer con tu perro

Hay ciertas conductas que los dueños de perros hacen porque creen erróneamente que de esa manera se les puede educar, alimentar o .

¿Quieres lo mejor para tu perro? Entonces sigue estos consejos de acuerdo a la opinión de Kyra Sundance, autora del libro 51Puppy Tricks.

1. No le pegues y grites

Estas conductas desarrollarán en tu perro miedo o agresividad. El respeto se consigue educando.

2. No lo dejes encadenado

No sólo el podría causarle una herida en el en su intento por querer salirse, sino que también el sol extremo, las lluvias y el frío pueden enfermarlo.

3. No lo lleves contigo cuando te ejercitas sobre ruedas

Evita llevarlo cuando estés en bicicleta, patineta o patines. Podía detenerse o tener de forma inesperada, ganas de ‘volar’.

4. Evita darle de comer chocolate

Este delicioso dulce puede ser mortal para tu mascota porque contiene teobromina, un análogo de la adrenalina que podría comprometer seriamente sus funciones vitales.

5. No lo lleves a todos lados

Aplica para restaurantes o tiendas en donde las mascotas no están permitidas, o simplemente a la casa de tus familiares o amigos.

6. No lo dejes encerrado en el carro

Tampoco lo dejes con la ventanilla un poco abierta, pues en su afán por salir podrá lastimarse gravemente.

7. Obligarlo a socializar con otros perros

Evítalo si tu perro es tímido o está asustado.

8. Salir a caminar sin poder explorar y olfatear

Es importante permitirle tener algo de tiempo para explorar sus alrededores mientras camina de forma obediente con su correa. Los perros le dan tanta importancia a su sentido del olfato como los humanos se lo damos al de la vista para interpretar el mundo que nos rodea.

9. Ponerle reglas

Tal vez piensas que tener reglas estrictas hace la vida aburrida o infeliz para tu perro. Pero ellos realmente quieren saber qué deben hacer de acuerdo a su líder.

10. Nunca bañes a tu perro con tu shampoo

Los perros tienen un PH (acidez de la piel) muy diferente al nuestro, por lo que el uso de nuestros geles les puede provocar desequilibrios dérmicos, irritaciones o dermatitis.

11. Jamás condenes a un perro que ha mordido una vez

Reflexiona sobre las causas que han llevado a tu perro a morderte. Un perro nunca muerde si no tiene razones, por tanto, si ha mordido una vez, no significa que a partir de ese momento vuelva a repetirlo.

Tener un perro es una de vida, es un compañero de vida que necesita guías, límites y amor. No te desesperes y sigue estos consejos que aquí te damos.

Fuente: Bienestar. Salud180

Compártelo: