Diosdado Cabello es el poder militar real en Venezuela

pp97-1100x618

No hace falta que la promoción de Diosdado Cabello Rondón llegue al rango de mayores generales. En estos momentos la cohorte que lidera parte importante del Alto Mando Militar es la del general de brigada Lucas Carvajal (1985), que se hizo llamar a sí misma “Los Centauros”,  porque fue el nombre con el cual Hugo Chávez los bautizó y que estará activa hasta el año 2018.

El diputado y segundo líder oficial del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) no necesita que su promoción llegue a mayor general para acercarse a una coyuntura privilegiada que le permita acceder al poder real.

No es casual el protagonismo que tiene Diosdado en las alturas de poder. Hay hechos recientes determinantes. Cuando en la mesa de diálogo, con presencia del Vaticano, se acordó suspender las marchas que la oposición y el gobierno llevarían a cabo hasta Miraflores, el presidente de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, hizo públicamente el anuncio.

Cabello no sólo informó, por encima de ese acuerdo, que ellos sí irían a Miraflores como lo tenían pautado, sino que además se preguntó: “¿quién es ese señor (Ramos Allup) para estar decidiendo lo que los chavistas haremos? Yo mañana sí voy a ir a Miraflores con el pueblo”.

Ignoró que esa no era una decisión unilateral de la oposición, sino del acuerdo en el cual participa el gobierno dirigido por Nicolás Maduro.

Tampoco hay que obviar que el programa “Con el Mazo Dando” dejó de limitarse a desmontar declaraciones de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) o a exponer desventajas, debilidades y fisuras entre la dirigencia opositora, a quienes acusa abiertamente de drogadictos, ladrones, etc. Diosdado deja claro que no está conteste con el diálogo ni mesa de negociación alguna.

El programa televisivo, que dura cuatro horas, es el principal pulso del control que Diosdado tiene en la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Fanb) y en la política oficialista.

En cada región a la que acude, se usa la plataforma del gobierno regional, además de la diversa estructura del partido rojo, ya sea a través de los CLP (Círculos de Luchas Populares), las Ubch (Unidades de Batalla Bolívar Chávez)  y los oficiales militares y soldados colocados al servicio del programa.

“Estoy obligado a ir”, murmura un oficial que teme hacerle un desaire a Cabello Rondón. Quienes lo enfrentan abiertamente declinan la invitación a asistir.

La presencia de los militares en “Con El Mazo Dando” no ha sido declarada como obligatoria, pero en cada estado donde hace el programa, los militares de su entorno dejan correr la especie de que los comandantes de las guarniciones de las regiones y de cualquier rango, que no asistan, caen en desgracia.

Yo vengo de la Fanb

Siendo presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado dijo el 29 de julio 2015, en el programa “Vladimir a la 1”, ante la pregunta “¿Qué hay del mito de que tú tienes una gran influencia en la Fuerza Armada?”, respondió:

“Yo vengo de la Fuerza Armada y soy en esencia es un soldado, conozco ahorita a todos, a todos, por lo menos una vez, los he visto, a los compañeros que son Generales, mi promoción son Generales de División, recién ascendidos, claro hay cosas absurdas desde el punto de vista de opinión, ‘Diosdado controla la Fuerza Armada, porque sus compañeros fueron ascendidos a General de División’, son los que le toca, eso no es un capricho de Diosdado”.

Villegas insiste: “¿Y después que ellos se vayan tú vas a seguir teniendo la misma influencia, el mismo poder?”, a lo cual respondió sin vacilar: “Claro, pero es que el tema no es… yo disfruté mis años en la Academia mucho y creo que si le preguntas a alguien que no sea compañero mío, puede hablarte de mí en la Academia Militar… igual de oficial, conozco a los compañeros y uno sabe cómo siente el militar, cosas que la oposición no se preocupa, yo les he dado inclusive unos consejos pero es que no los agarran”.

Ante la pregunta de si la oposición tiene trabajo en la FANB, respondió: “Muy poco… jamás la oposición ha sentido a la Fuerza Armada, me explico: un soldado, un teniente no es solo el teniente, es su papá, su mamá, su mujer, son sus hijos, sus hermanos, una teniente, no es ella sola, es su familia con su esposo, es una familia militar, cuando se meten con un teniente se están metiendo con todos, cuando se meten con un General se meten con todos porque es una familia y todos nos conocemos”.

Y sentenció que nunca cometería el error de pensar que no ocurriera el nacimiento de otro MBR-200: “Yo creo que la Fuerza Armada ahorita, un grado importantísimo en número, está alineada con la revolución bolivariana en el pensamiento de Hugo Chávez”.

En esas declaraciones el diputado Cabello reveló lo que en esencia es su fuerte en la Fuerza Armada. Él se ha convertido en un protector y defensor a ultranza de los oficiales que se colocan bajo su subordinación. No es casual que lo llamen “jefe”. Y ese oficial no solo está comprometido con él, sino que toda la familia, lo está también y responden a la “fraternidad Cabello”.

Los incondicionales

Cuando un oficial ha sido cuestionado por acciones que, en otras circunstancias, les impedía ascender, ocupar cargos o mantenerse en ellos, Cabello los ha protegido.

Tiene oficiales incondicionales retirados como el mayor general (MG) de la Guardia Nacional  Luis Motta Domínguez, actual ministro de Energía Eléctrica; activos en comando como el general de división (Ej) Carlos Alberto Martínez Stapulionis (Zodi, Capital, Zona Operativa de Defensa Integral); MG (Ej) José Adelino Ornella Ferreira (Redi Capital- Regiones Estratégicas de Desarrollo Integral); MG Tito Urbano Melean (Redi Occidente), general de división (GD) (Ej) José Jacinto Cabello (Zodi Vargas), MG Elías Antonio Moreno Martínez (Zodi Monagas), MG (Ej) Jesús Suárez Chourio (Redi Central), el general de división (Ej) Pedro Luis Álvarez Bellorín (Zodi Miranda), MG Larrín José Rivero García (ex jefe Zodi Monagas).

También tiene cuadros clave en cargos públicos civiles, entre ellos su hermano José David Cabello (superintendente tributario, jefe del Seniat), o los gobernadores de Zulia Francisco Arias Cárdenas o de Táchira José Gregorio Vielma Mora.

Después de la muerte de Hugo Chávez el avance de Diosdado en la FANB fue vertiginoso. Controlaba la Inteligencia Militar con el MG (Ej) Hugo Carvajal Barrios (ahora diputado a la Asamblea Nacional y buscado por Estados Unidos bajo cargos de narcotráfico); la policía Política con el MG (Ej) Gustavo González López al frente del SEBIN (Servicio Bolivariano de Inteligencia) y del Centro Estratégico de Seguridad y Protección de la Patria (Cesppa) y hoy Ministro del Interior y Justicia. También controló este despacho con el MG (Ej) Miguel Rodríguez Torres, hoy fuera del Gobierno y quien hizo tienda aparte.

Diosdado Cabello es el máximo representante del ala militar del chavismo, no cuenta con el beneplácito de Cuba y no respalda la injerencia cubana, aunque se reúna con Fidel Castro.

El poder de Diosdado no está solo en el círculo de militares que lo rodean, lo siguen y lo obedecen, está en quienes ha logrado ubicar en cargos administrativos del Gobierno y en el control de un importante número de jefes de las Zodis y las Redis, sobre quienes descansa el comando.

Aunque en la FANB haya diversos grupos, se han polarizado en dos grandes tendencias: la que se inclina hacia Diosdado Cabello y la que se aglutina con Nicolás Maduro, a través del liderazgo del general Padrino López.

La influencia de Cabello en la FANB se ha fortalecido a pesar que en marzo del 2016 hubo claras diferencias con Nicolás Maduro. Hasta ese momento se presentaba en actividades propias de la FANB, en los eventos de las Zodis o Redis, en actos donde asumía funciones de los comandantes, del Ministro de la Defensa e incluso del Comandante en Jefe de la Fuerza Armada.

Un sector que le es incondicional al general Padrino López y que lo reconoce como el líder en la FANB, desconoce y enfrenta a Cabello. En ese grupo están los que han declinado la invitación a asistir al programa de los miércoles. Ellos consideran a Cabello como influencia nefasta en la FANB.

Lo innegable es que Diosdado es inteligente, astuto y sabe esperar. Es un pragmático, que no actúa por emociones, así lo demostró ante la relación con Mario Silva, quien luego de aquella grabación con tan fuertes señalamientos, incluso de corrupto, ahora Diosdado incluso menciona sus saludos como una referencia de que eso es clavo pasado. Cada día son más los que murmuran que Hugo Chávez se equivocó al elegir al sucesor.

por ElEstímulo en noticiasaldiayalahora.co